La Construcción en el Mundo de Hoy

Muchas veces concebimos la construcción como una actividad económica separada, o aislada de otros aspectos de la realidad nacional, o regional.

No es así, esta actividad es ni más ni menos que un servicio para la comunidad, que solventa diversas necesidades de esta, salud, transporte, infocomunicación, etc., además está en consonancia con el mundo, cada día más interconectado, y por tanto debe realizarse bajo estándares, códigos de comunicación que permitan conectividad, que es la base del comercio mundial, modelo que nos ha permitido un crecimiento como no se había visto en el pasado.

La construcción ha sido la encargada de construir aeropuertos, muelles, carreteras, hospitales, escuelas, viviendas, en fin, la infraestructura para que el mundo pueda llevar flores frescas de Colombia a Europa vía marítima, aumentar la perspectiva de vida de muchos países, y grandes otros beneficios.

Además, se ve influenciada por aspectos que no necesariamente obedecen a la actividad en sí, o al contexto nacional. Sin duda, las tendencias mundiales y regionales la afectan, esto se puede ver claramente cuando los países en el concierto internacional aprueban tendencias como las definidas en los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS), en donde se busca una mejora sustancial de la sociedad en diferentes aspectos, que van desde aspectos de sostenibilidad, desigualdad y otros.

En esa línea de trabajo, las Instituciones Financieras Internacionales (IFIs) no son la excepción, y han iniciado un proceso de alinear sus metas con dichos ODSs

Presidente de FIIC, Gonzalo Delgado Ramírez; Presidente Ejecutivo de CAF. Luis Carranza Ugarte, y como testigo de honor, Sergio Torretti, coordinador de Instituciones Financieras Internacionales de FIIC

En esa interconexión, es que la Federación Interamericana de la Industria de la Construcción (FIIC) se desarrolla, estando atenta en adelantar en lo posible dichos cambios, de forma que pueda informar, capacitar, o interceder por sus asociados, valga decir que FIIC debe manejarse en el ámbito regional latinoamericano, por lo que en esa línea de acción, hemos intensificado los esfuerzos de lograr esta interrelación logrando firmar un memorándum de entendimiento (MOU) con el Banco Latinoamericano de Desarrollo, muy conocido como CAF, dicho memorándum se establecen líneas de trabajo como infraestructura, APPs, transparencia, riesgos laborales, entre otros. También intensificamos relaciones con el BM y el BID, de cara a eso ejes, y además a ser un facilitador para los cambios que se están alisando para implementar en un futuro cercano, en donde el precio será también relacionado con el valor de la oferta, en el concepto de que hay otros aspectos que agregan valor.

Por ello es que la Federación, previendo estos cambios, ha encontrado que sus labores deben ir en aumento, ya no es solamente el cómo hacer para que los países logren financiamiento para la obras y realizarlas, ahora también se debe participar en la planeación, prospección de infraestructura y ciudades, educación para nuevas tecnologías, mecanismos de transparencia, además de hacerlo todo pensando que este es nuestro único mundo y debemos cuidarlo.

Así las cosas, la preocupación por la capacitación es importante, y diferentes cámaras tienen verdaderos centros de capacitación, se promocionan nuevas tecnologías para lograr la eficiencia y eficacia en la actividad, pero sin dejar de lado la sostenibilidad, la prospección, el análisis de datos, y la transparencia, además de la gestión política que corresponde.

FIIC

Con todos los antecedentes es claro que FIIC es la “Cámara de las Cámaras de la Construcción de Latinoamérica”, ya que representamos a 19 Cámaras de 18 países, sus responsabilidades, si bien son similares a las Cámaras locales, le corresponde mucho más responsabilidad por su ámbito de acción. Sin duda también se ha preparado para ello, proceso que en realidad nunca acaba, y es más bien un proceso interminable de adaptación y evolución. Trabajando cada día en más responsabilidades, en estos últimos tiempos estamos reconstruyendo la relación con OEA, para atender situaciones con nuestros ciudadanos que viven de manera inhumana, o con condiciones de desigualdad, que no necesariamente es sólo económica, también la desigualdad en falta de oportunidades, ya que esas no están disponibles para todos por más esfuerzo que se realice.

Las IFIs, también son importantes en nuestra labor, para lo económico, pero más que todo para lograr estándares más altos en transparencia, equidad, así como conocer la visión de las nuevas tecnologías, más aún de la nueva sociedad, sus necesidades nuevas, y como ya se comentó, para adelantarse a los hechos y permitir a las empresas latinas una mejor preparación.

El UBER nos enseñó una nueva forma de transportarnos, en el futuro podría ser autónomo; de pronto tendremos otras formas de vivienda y no sólo al formato, sino también a la forma en se adquiere o se alquile, lo cual afectara la convivencia, generando nuevas necesidades y por tanto otras ciudades para el futuro, lo cual nos llena de esperanza en el mundo cambiante que se avecina. De igual forma la infraestructura seguirá esas tendencias y deberán hacerse los ajustes correspondientes, como lo será que cuenten con los sistemas de posicionamiento global para la conducción autónoma, o sistemas de conducción eléctrica que cargue lo vehículos de manera continua, y las que aún no hemos pensado.

Las ciudades, con núcleos familiares que han ido cambiando, son más pequeñas, con necesidades diferentes, como la conectividad, las diferentes necesidades implicarán sin duda modificar nuestra concepción de ciudad, por otra más inclusiva, más interconectada, más seguras, donde la convivencia y la interacción sea mayor.

FIIC que cuenta con casi 60 años, ha aprendido a adaptarse, ya que hemos vivido la época de mayores cambios del mundo en toda su historia, y más bien nos estamos enfocando en la nueva versión FIIC acorde a la revolución industrial 4.0, ya que aun cuando la tecnología evolucione, siempre deben ser las personas el eje de todo cambio, por lo que siempre se requerirán organizaciones como FIIC para armonizar las necesidades, y el trabajo entre las personas.

Por todo lo anterior hemos definido varios ejes de trabajo, que se realiza a través de varias comisiones como:

  1. Anticorrupción.
  2. Construcción Sostenible.
  3. Infraestructura.
  4. Desarrollo Urbano y Vivienda
  5. Inconet.
  6. Directores y Gerentes Generales.

También se tiene un grupo que está encargado de la relación con Instituciones Financieras Internacionales (IFIs), base para la coordinación de acciones con dichas instituciones, que en el pasado han permitido la firma de dos Memorándum de Entendimiento (MOU por sus siglas en inglés), además del MOU recientemente firmado y antes mencionado. De igual manera seguimos trabajando con otras organizaciones para generar acuerdos similares que permitan la transferencia de información y sensibilidades del sector.

Sin duda la recién creada Comisión de Directores y Gerentes Generales, ha sido vital para lograr la ejecución de objetivos de la organización, estos representantes son lo que tienen mayor permanencia y sin duda pueden colaborar en potenciar a la organización y la actividad de la construcción.

Por lo que en este nuevo siglo que recién empieza, con los grandes retos que se han iniciado, estamos seguros que la Federación y sus miembros podrán afrontar los retos como se debe, lo que nos llena de optimismo.